Fascitis Necrotizante Cervical



Esta enfermedad se asocia a unan severa toxicidad y, la mortalidad puede alcanzar de 52 a 73%. Es frecuente asociarla a infecciones odontógenas (75% de los casos), y entre los factores de riesgo se encuentran Diabetes mellitus, cirrosis hepáticas y toxicomanías.

En estas infecciones existe una participación sinérgica de organismos aeróbicos y anaeróbicos, entre los que se incluyen el estreptococo B hemolítico, Staphylococcus aureus y anaerobios como los peptoestreptococos, Bacteroides melaninogenicus, fusobacterias y Clostridium. Los mucopéptidos de la membrana celular del estreptococo penetran a través de la colágena de la dermis y causan separación de los planos de las fascias y necrosis, mientras que la lipasa y la hialuronidasa de origen bacteriano producen necrosis y licuefaccion, tanto de la grasa como de la fascia.
Las manifestaciones clínicas se dividen en:
a.- Locorregionales: la necrosis de partes blandas se asocia a trombosis de la piel y de la vasculatura subcutánea. Algunas posibles complicaciones son son el desarrollo de la obstrucción de vías aéreas, oclusión arterial, trombosis de la vena yugular, , mediastinitis y derrames pleural y pericárdico.

b.-Sistémicas: Puede afectar otros órganos como riñones, pulmón y corazón, y dar lugar a una falla orgánica múltiple, secundaria a choque séptico o tóxico causados por la bacteremia o las endotoxinas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s